domingo, 16 de febrero de 2014

Chesecake de Baileys



 
Ingredientes:
Para el ganaché de Baileys
  • 165 g de chocolate negro bien troceado
  • 135 g nata de montar
  • 35 g de mantequilla sin sal, troceada
  • 70 g de Baileys (si nos gusta más suave 60 g)
Para la base
  • 160 g de galletas tipo Digestive
  • 3 cucharadas de azúcar moreno
  • 60 g de mantequilla
Para el relleno
  • 800 g de queso tipo Philadelphia
  • 160 g de azúcar blanco
  • 3 cucharadas de harina
  • 4 huevos M o 3 talla L
  • 65 g de nata de montar
  • 70-75 g de Baileys , depende de gustos.

    Preparación:

    Empezamos preparando el ganache.
  • Echamos el chocolate al vaso y damos 3 o 4 golpes de turbo. Bajamos los restos con la espátula.
  • Añadimos el resto de ingredientes: la nata, la mantequilla, el baileys. Programamos 4 min/37º/vel 3. Volcamos en un bol, cubrimos con film y dejamos templar hasta el momento de usarla.
Precalentamos el horno a 180°.
Vamos con la base.
  • Metemos las galletas y trituramos con varios golpes de turbo (2 o 3).
  • Añadimos la mantequilla y programamos 2 min/100º/vel 3. Si no queda bien integrado volver a programar otros 30 segundos a la misma temperatura y velocidad.
  • Forramos la base del molde y reservamos en la nevera.

Y por último, la crema:
  • Con el vaso limpio y seco, echamos el queso, el azúcar y la harina y programamos 1 min/vel 4.
  • Transcurrido el tiempo volvemos a poner la máquina en vel 4 sin tiempo y añadiremos los huevos uno a uno. Terminar de mezclar con la espátula lo que haya quedado por las paredes.
  • Incorporamos a la crema la nata y el baileys y damos unas vueltas en velocidad 4 durante unos segundos.
  • Volcamos la crema encima de la base de galletas reservada y metemos al horno durante 15 minutos a 180°después bajamos la temperatura a 120°-150º y continuamos horneando, al menos, 60 -70 minutos, o hasta que toda la superficie haya cuajado y sólo quede el centro un poco húmedo.
  • Dejamos que la tarta enfríe a temperatura ambiente, después la metemos al frigorífico un par de horas (mínimo) para que logre la consistencia adecuada.

Decoramos la tarta con la ganaché reservada y de nuevo a la nevera.




NOTA: Es mejor sacarla de la nevera una media hora antes de servirla para que regrese a temperatura ambiente.





Google